Entrada de blog por Tatiana Nuño - 17-02-2021


Los humos que nos matan tienen nombre de empresas

Hoy nadie duda de que el tabaco perjudica tanto la salud de la persona fumadora como la de la pasiva que respira su humo. Fueron muchos años de lucha hasta que se consiguió una regulación en favor de la salud de las personas: Europa, a principios de los años 2000, reguló de forma severa la publicidad y el patrocinio de los productos del tabaco en los medios de comunicación y, en 2011; en España se endurecieron por ley las restricciones y se prohibió fumar en bares y restaurantes sin más excepción que en las terrazas. Por fin se legislaba para cuidar a las personas y no en favor de los intereses de las industrias.

Desafortunadamente, seguimos respirando en todo el mundo un humo que nos mata de forma silenciosa: el de los combustibles fósiles.

Según un estudio reciente de la Universidad de Harvard junto con otras tres universidades, la contaminación del aire causada por la quema de combustibles fósiles como el carbón, el gas y el petróleo fue responsable de 8,7 millones de muertes en todo el mundo en 2018, es decir ¡una de cada cinco personas que murieron ese año!

Con esta cifra, el total de muertes por contaminación de los combustibles fósiles supera las personas que mueren por tabaquismo y malaria juntas.

El aire que respiramos repercute en la salud de todas las personas pero las que sufren los peores impactos son, especialmente, los niños y las niñas, las personas mayores, las de bajos ingresos, las minorías y por lo general, las que habitan en las zonas urbanas.

Y ¿quién está detrás de los combustibles fósiles? Pues fundamentalmente las empresas energéticas y eléctricas sin olvidarnos por supuesto de todos aquellos sectores que dependen de ellos, así como el sector financiero que los mantiene. En España son Endesa, Naturgy y Repsol, que ocupan los primeros puestos en emisiones, pero hay más: Cepsa, Iberdrola, EDP…

Respirar aire limpio es un derecho humano implícito en la Declaración Universal de los Derechos Humanos y en el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, además de que se encuentra plenamente consagrado en los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Aún así, los humos de estas empresas están acabando con nuestra vida.

Ya es hora de regular el fin de los combustibles fósiles; no es idealista ni imposible. Recientemente, Francia acaba de incluir en el borrador del proyecto de la ley de cambio climático la prohibición de la publicidad de las energías fósiles así: Regular la publicidad y patrocinios, abandonar las subvenciones a los combustibles fósiles y aumentar el ritmo en la reducción de las emisiones son elementos fundamentales en nuestra legislación para asegurarnos el derecho a respirar.

¿A qué espera nuestra clase política?

Tatiana Nuño - autor del blog.
Tatiana Nuño
Licenciada en Ciencias del Mar por la Universidad de Cádiz. Responsable de la Campaña de Energía y Cambio Climático de Greenpeace España. Twitter: @t_nunho
25 posts

¡ Comparte !


Comentarios

6 comentarios
Maria jesus mercado 17/02/2021

España tiene todo para apostar por las energias renovables tiene mucha luz solar, aire ,corrientes maritimas podria ser exportador de energia libre a toda la union europea y luego esos modelos sostenibles aplicarlos por todo el planeta todos podemos vivir muy bien en perfecto equilibrio habria k reinventar las cuidades porque ocupar el suelo deberian ser grandes palafitos y en el suelo arboles pantanos animales puentes colgantes huertos hurbanos grandes espacios de terrazas adecuados al moviento del aire, sol,poder ver las estrellas ver el paisaje no es dicicil es reinventar las cuidades es confort la Roma antigua tenia mejores cuidades y las antiguas civilizaciones egipcias mayas aztecas etc eran cuidades increibles y en esta epoca k cuidades tan feas poco practicas no pensadas para k la gente ame la naturaleza disfrute de la vida y su precio toda una vida...se podria mejorar lo k ya esta hecho con proyectos super bonitos de mejora de calidad de vida para cuidades .

Responder
Greenpeace España 18/02/2021

💪

María Rosa Nogueras Mata 17/02/2021

Completamente de acuerdo con el planteamiento que propone Francia. En España, la clase política tendría que ser más ambiciosa y valiente fijando objetivos y acciones urgentes a llevar a cabo para disminuir ya la contaminación provocada por combustibles fósiles. Creo que el Gobierno debería obligar a las grandes empresas energéticas a cambiar su política contaminante que tanto perjudica a la salud de los ciudadanos. Nuestra salud y la del planeta, debe prevalecer por encima de los intereses financieros.

Responder
Ángel Olmo 18/02/2021

Francia tiene actualmente 57 reactores nucleares en funcionamiento (el próximo sábado cerrará uno que lleva funcionando desde hace 43 años). Solamente Estados Unidos, con 98 reactores, le supera en número. No creo que Francia sea el mejor ejemplo a seguir en políticas ecológicas globales. Es parecido a elogiar a algún país del golfo pérsico por tener un salario mínimo -para sus ciudadanos solamente, eso sí - incluso superior al de Luxemburgo, pero luego mantiene a los inmigrantes en un régimen parecido al de semiesclavitud.

Greenpeace España 18/02/2021

¡Exacto! 💪

Juan Carlos Otazu Pipaòn 19/02/2021

Estamos una parte de la ciudadanía que nos dejamos hacer creer que esto es parte del progreso . ¿ Estamos preparadas preparados para dejar atrás este engaño ? . DESPERTEMOS , los humos generados de la combustión de fósiles son letales a corto , mediano , y largo plazo , se necesitan ya legislaciones al respecto humanamente necesarias . En la casa en la que hábito cocinamos y tenemos agua caliente mediante el butano , los recursos económicos son escasos , si tendriamos la opción de mejorar en la consecución de energía limpia se daría el paso , muchas somos las familias esperando que se legisle al respecto , sin que ello suponga un empeoramiento de nuestras vidas . La combustión de fósiles nos resta oxígeno , dificilísima la situación en la que nos vemos inmerso , la Esperanza es lo último que se pierde , aún nos queda un breve margen , aprovechemoslo . Un Abrazo .

Responder

¡ Comparte !