Usamos cookies para mejorar tu experiencia.
Entendemos que estás de acuerdo si sigues navegando.

Elecciones municipales

Greenpeace demanda que Madrid elimine la utilización de plásticos de un solo uso para avanzar hacia un modelo de ciudad sostenible

09-05-2019

 

  • La capital tampoco ha puesto en marcha medidas para reducir el consumo de proteína animal y de lácteos como aconseja la comunidad científica

 

 

  • La organización, que ha evaluado la sostenibilidad de diez ciudades españolas durante el último año, presenta su visión de una ciudad sostenible para mejorar la salud del planeta de cara a las elecciones municipales del 26 de mayo

 

 

  • Esta iniciativa se enmarca dentro de la campaña de Greenpeace “Tu Ciudad, Tu Planeta” que pretende situar al medio ambiente y a las personas en el centro de la política en este tiempo de elecciones

 

(Enlace al informe Tu Ciudad, Tu Planeta)

Madrid, 9 de mayo de 2019.- Greenpeace demanda a Madrid que elimine la utilización de plásticos de un solo uso para avanzar hacia un modelo de ciudad sostenible. La organización ecologista había propuesto una serie de retos a diez poblaciones españolas (Albacete, Barcelona, Madrid, Palma, Pamplona, Santiago de Compostela, Sevilla, Soria, Valencia y Zaragoza) con el objetivo de convertirse en ciudades “Neopolitan” y, por tanto, pioneras en una revolución urbana que hiciera sus municipios más sostenibles y que mejorase la calidad de vida de sus habitantes.

Dos semanas antes de las elecciones municipales, Greenpeace lanza una serie de propuestas (enviadas a las principales fuerzas políticas que concurren a los comicios) dentro de la campaña de Greenpeace “Tu ciudad, tu planeta”, que pretende situar al medio ambiente y a las personas en el centro de la política en este tiempo de elecciones.

Retos para convertirse en ciudades sostenibles

Greenpeace retó al Ayuntamiento de Madrid a comienzos de 2018 en cuestiones concretas sobre movilidad sostenible, alimentación y gestión de residuos. La valoración realizada del trabajo hecho hasta el momento por el consistorio es notable, destacando su colaboración y apertura al diálogo, pero con muchas cuestiones todavía pendientes de poner en marcha.

Gestión de residuos y plásticos de un sólo uso.

A pesar de que la nueva Estrategia de Residuos aprobada por el Ayuntamiento de Madrid es positiva, con el cierre de la planta Incineradora de Valdemingómez en 2025 asociado a un nuevo Plan de Residuos para la ciudad una gran noticia fruto del trabajo de los grupos ecologistas y los movimientos vecinales, Madrid aún no se ha planteado de forma seria y decidida acabar con la cultura del “usar y tirar”.

Movilidad

Madrid ha dado un gran paso en la mejora de la movilidad. El enfoque integral del Plan estratégico “Madrid Regenera” es positivo, y el Plan A contra la contaminación así la puesta en marcha de “Madrid Central” son dos magníficas noticias. Pero aún debe acometer nuevas medidas como la limitación permanente a 70 km/h en la M30 y la activación del plan del Paseo de la Castellana.

Alimentación

La Estrategia de Alimentación presentada por el Ayuntamiento de Madrid, pese a que no contemple la necesaria y urgente reducción del consumo de proteína animal, es un paso positivo aunque queda mucho por hacer. Si bien en el diagnóstico de la Estrategia se especifica que la ingesta de proteína animal en Madrid  es excesiva, no incluye ninguna medida para atajar este problema. Aunque se valora muy positivamente que incluya la agroecología y la soberanía alimentaria como eje fundamental de la política alimentaria.

Además Madrid no ha firmado la Declaración “Dieta sana, planeta sano” ni ha hecho pública una apuesta por la reducción del consumo de carne y lácteos tal como propone la comunidad científica, ni se fomenta una alimentación sana y sostenible donde predominen los alimentos de origen vegetal, ecológicos y locales y que los productos de origen animal que se sigan consumiendo sean ecológicos y locales y provenientes de la pesca sostenible.

Propuestas de Greenpeace para una ciudad sostenible

Greenpeace ha publicado una serie de medidas dirigidas a los ayuntamientos que salgan de las urnas en las elecciones municipales del 26 de mayo para que afronten su parte de responsabilidad en los principales problemas medioambientales que sufre la sociedad en la actualidad. Las medidas se agrupan en temas sobre los que las administraciones locales tienen competencia como movilidad, alimentación y gestión de residuos.

“Las próximas elecciones municipales suponen una oportunidad excelente para transformar las ciudades en espacios más habitables y más justos para sus habitantes. Las administraciones locales, al estar muy próximas a la ciudadanía, tienen mayor responsabilidad y probabilidad de éxito para revertir los problemas que afrontan las ciudades y deben jugar un papel fundamental a la hora de gestar el cambio hacia un planeta más sano y sostenible ha declarado María José Caballero, coordinadora del proyecto de Ciudades de Greenpeace.

 


¡ Comparte !