Entrada de blog por Greenpeace España - 17-01-2023


Davos representa lo más perverso de nuestro sistema económico ¡es hora de cambiarlo!

Muchos dicen que el sistema económico está quebrado, pero la realidad es que está funcionando muy bien para la élite de Davos, que lo ha diseñado tal y como es. Aunque la mayoría de las personas están luchando contra una crisis que incrementa su coste de vida, parece que la élite que asiste al Foro Económico Mundial vive en una realidad paralela. Las clases populares de toda Europa hacen cola en los bancos de alimentos y pasan apuros e incluso deben elegir entre comer o calentar sus hogares.

 

El impacto del incremento del coste de vida

El último informe de Credit Suisse sobre la riqueza global mostró que la cantidad de personas con activos de más de 50 millones de dólares había aumentado en 2021. Un incremento en 46.000 personas más en la categoría denominada “patrimonio neto ultra alto”, lo que implica un récord total de 218.200 personas a nivel mundial. El incremento de los precios de la vivienda y el auge de los mercados bursátiles impulsaron las ganancias en más del 50% respecto a los últimos dos años. 

 

Los más pudientes y poderosos del mundo han construido su riqueza provocando los mayores problemas que enfrentamos hoy. No solo la crisis del incremento del coste de vida, sino también la crisis de desigualdad, la crisis energética, la crisis climática y la crisis de salud. Lo que une a todas ellas es un sistema económico basado en la desigualdad y la extracción. Esto no es un accidente, sino una estrategia, y a los más codiciosos no les interesa cambiar el statu quo, pues se benefician de él.

Pequeñas correcciones no supondrán un cambio significativo. No necesitamos más retórica imprudente y vacía. Han pasado 50 años desde el lanzamiento de los Límites del Crecimiento, que explican cómo es poco probable que los recursos de la Tierra puedan soportar las tasas actuales de crecimiento económico mucho más allá del año 2100. Hoy el sistema actual está desbordando los límites ecológicos a un ritmo mayor que hace 50 años. La emergencia climática y la de la naturaleza se agravan en un contexto de desigualdad sistémica. Sin embargo, el Foro Económico Mundial y todo lo que representa continua.

 

Elementos para la esperanza

A pesar de la realidad difícil que enfrentamos, sabemos que existen soluciones sistémicas a los problemas. Podemos tener modelos económicos y políticos que trabajen para las personas y el planeta, en lugar de explotarlos.

Como primer paso para cambiar el sistema y corregir los errores, debemos escuchar voces legitimadas para discutir el futuro que necesitamos e incluir aquellas que son más vulnerables y, a menudo, más saben sobre la naturaleza y el cambio climático. Entre otras están los pueblos indígenas, las personas racializadas y otras comunidades excluidas. 

Un segundo paso sería apoyar el llamamiento de la Fight Inequality Alliance de establecer un impuesto a los ricos. Gravar a los ricos es una idea que va ganando terreno, incluso entre las personas a las que afecta esta medida. Morris Pearl, el exdirector gerente de BlackRock, la firma de inversión más grande del mundo, comentó: “No se puede defender un sistema que infla sin cesar la riqueza de las personas más ricas del mundo mientras condena a miles de millones a una pobreza fácilmente prevenible. Necesitamos un cambio profundo y sistémico, y eso comienza gravando a las personas ricas como yo”.

Pearl señala que el cambio es posible, incluso entre las élites del sistema. Preside un grupo de cientos de estadounidenses de alto poder adquisitivo que apoyan la demanda de la Fight Inequality Alliance de gravar a los ricos. El grupo promueve soluciones de políticas públicas que fomentan la igualdad, un salario más justo para los trabajadores y promueven que los millonarios y las corporaciones paguen su parte justa de impuestos.De este lado del Atlántico, existe la iniciativa taxmenow de personas ricas que trabajan activamente por la justicia fiscal en Alemania, Austria y Suiza. Se centran en generar modificaciones en el sistema tributario, lo que ayudaría a generar un cambio estructural para el sistema económico en su conjunto.

 

Un cambio real es posible

Con base en cifras de 2022, un impuesto anual sobre el patrimonio aplicado a los más ricos del mundo recaudaría 2,52 billones de dólares al año, con una estructura de tasas escalonadas: 2% de impuesto a patrimonios superiores a 5 millones; 3% a patrimonios de más de 50 millones y 5% en los de más de 1.000 millones. Con esta “calderilla” se podría sacar de la pobreza a 2.300 millones de personas y brindar atención médica y protección social universal a los 3.600 millones de ciudadanos de países de ingresos bajos y medios bajos.

Gravar de forma justa a los ricos sería un cambio de juego sistémico. Sería un movimiento transformador para ayudar a garantizar que los más privilegiados vivan dentro de los límites planetarios que deben respetarse para que la Tierra siga siendo habitable, y acabar con prácticas “climaticidas”: como volar un jet privado a una conferencia climática, a Davos o realizar un vuelo de 17 minutos.

Las personas de todo el mundo exigen a las élites que se reúnen en el FEM que dejen de invertir en la destrucción del clima y la naturaleza, y paguen su parte justa en impuestos. 

¡Es hora de cambiar el sistema económico!

 

Por Agnes Jezler, activista de Greenpeace Suiza. 

 

¡ Comparte !


Comentarios

6 comentarios
Abelardo Fernández Bagüés 17/01/2023

Es muchísimo más complicado que esto. Está mezclando patrimonio financiero con patrimonio inmobiliario. Está pidiendo, sin ni siquiera darse cuenta, un impuesto sobre el capital que sería suicida de aplicar. Confunde dinero con riqueza. En fin, en mi opinión, es un artículo lleno de buenas intenciones, pero que peca de no comprender aquello de lo que habla. Si se llevara a cabo, de forma literal, acabaríamos exactamente en lo contrario que pretende; desigualdad, violencia, y por supuesto, pobreza. Una economía destruída.

Responder
Abelardo Fernández Bagüés 17/01/2023

Uno de los muchos problemas conceptuales del texto es creer que redistribuyendo la riqueza, y por tanto, aumentando el consumo via demanda, se reduce el impacto climático, porque este está producido por los "jets" que van a Davos. Es justo al contrario. Otro problema conceptual es que si vas a quitarle patrimonio financiero a los "ricos" por ejemplo, el 5% de las acciones a Amancio Ortega, quien va a gestionar entonces esa propiedad Inditex ¿Irene Montero?. Mas problemas, Davos no representa al Mundo, representa a Occidente. Todas las medidas que tome Occidente hay que medir sus efectos considerando la respuesta e interacción con China o la India. Estamos de acuerdo en que nuestro sistema económico hay que reformarlo. ¿Pero es el camino que propone el artículo el más adecuado?. Seguro que no.

Greenpeace España 18/01/2023

¡Gracias por dejarnos tu comentario!

José Adolfo 18/01/2023

Lo macro, sea político, económico...encierra un disimilado interés por fomentar la incomprensión, que utilizando lo micro, sería fácilmente comprensible.
Todo es más sencillo:en un mundo de empatía, equilibrio y justicia, no existiría opulencia o misterio y en consecuencia pobreza y riqueza.
Ello sería posible si los gobiernos fundamentarse su actuación política en
solucionar las necesidades de seres humanos, en lugar de favorecer los

beneficios de las élites.
Soy consciente de la dificultad que implica una política social, que
supondría una participacion contributiva socialmente
justa, con la exigencia impositiva hacia los más poderosos.
Mientras tanto seguirán existiendo "Davos", que potencien lo mío sobre lo nuestro y el egocentrismo del yo, frente a la solidaridad de nosotr@s.

Hugi 19/01/2023

Esto es como el viejo refrán en política ; Vamos a cambiarlo todo (pero que todo siga igual). ¿Como es posible que en Murcia capital a las personas con pensión no contributiva se le haya quitado la ayuda de la alimentos básicos mensuales? Eso lo ha hecho el Psoe, porque pretenden que Caritas no controle el tema de las ayudas. En eso estoy de acuerdo, pero mientras tanto quien ayuda a los necesitados? Cuando se ocupa un cargo de autoridad hay que pensar bien los pros y los contras, antes hacer animaladas por principios. 😺

Responder
Greenpeace España 19/01/2023

Gracias por tu comentario.

¡ Comparte !