Usamos cookies para mejorar tu experiencia.
Entendemos que estás de acuerdo si sigues navegando.

Entrada de blog por Celia Ojeda - 31-10-2019


El terror definitivo de este Halloween: las ciudades

Un año más estamos en Halloween, la fiesta del miedo por excelencia que coincide con el Día Mundial de las Ciudades. Y esto, queridas amigas, sí que es la fiesta de terror definitiva.

Se trata de una graciosa coincidencia porque las ciudades modernas se han convertido en escenarios de auténtico horror, con centros de consumo excesivo, contaminación y estrés.

El 70% de las ciudades ya están lidiando con los efectos del cambio climático y casi todas están en riesgo por esta causa. Además, en 2050 el 70% de las personas vivirán en ciudades, donde el consumo sin sentido ya se ha vuelto insostenible tanto para nuestra salud como para la del planeta (la forma en que nos movemos en automóviles privados y nuestra cultura de usar y tirar son buenos ejemplos de eso).

En las ciudades que concentran a la mayoría de la población, tendencia que va en aumento, es también donde más se consume. En la actualidad, el 45% del CO2 que producimos podría mitigarse en 2030 mediante la reducción de emisiones basada en el consumo en las ciudades. Algo que sería fácil de conseguir ya que más del 70% de las emisiones de gases de efecto invernadero basadas en el consumo provienen de servicios públicos, vivienda, transporte, suministro de alimentos y servicios gubernamentales en las ciudades. Actualmente, 2/3 de la energía mundial se consume en centros urbanos.

Las ciudades deben gestionar mejor la movilidad, los residuos, la alimentación o la energía, entre otras. Estos aspectos pueden ser la llave para empezar a solucionar el cambio climático. Una ciudad sostenible ofrece calidad de vida a sus habitantes sin poner en riesgo sus recursos naturales y, además, se preocupa por su salud y bienestar.

Las ciudades pueden convertirse en líderes en la lucha contra la emergencia climática, alejándose del consumismo y fortaleciendo los movimientos urbanos. Por todo esto, no permitas que en tu ciudad siempre sea Halloween. ¡Contamos contigo! ¡Ayúdanos a difundir el mensaje compartiendo esta ilustración!

Celia Ojeda - autor del blog.
Celia Ojeda
Doctora en Biología por la Universidad de Alicante y Licenciada en Ciencias Ambientales por la Universidad Europea de Madrid. Coordino el Área de Consumo de Greenpeace España, que trabaja en plásticos, alimentación (carne y derivados lácteos y pescado sostenible), movilidad, moda sostenible, ciudades y consumo sostenible. Twitter: @celia_ojeda
10 posts

¡ Comparte !


Comentarios

Arina de Ruiter Verbaan
31/10/2019

Stop destroying our fauna and flora!! Share!! It's free!!

Bienvenido
31/10/2019

Efectivamente, LETALMENTE "TERRORIFICO". Y ya llegamos, o estamos a punto, de llegar tarde.

Ignacio p.
31/10/2019

Pues aun se veo muy bien la presión a modo de protesta que hacemos ante las empresas, gobiernos y demás entidades pienso que se escapa la gran masa social que se deja llevar por el consumismo, cualquier nueva moda o adoptando cualquier nuevo habito o costumbre que vea, además se sienten autoexculpados por que sus costumbres o hábitos de consumo no son las que contaminan, si no las de las empresas, gobiernos ... Ahí en donde salen los activistas haciendo alguna intervención.
Si se conocieran los datos de toneladas de 'productos nuevos basura' que llegan en contenedores desde todo el mundo para cada campaña de navidad, carnaval,hallowen, black friday....y que a los pocos días, semanas, años terminan en la basura, o mejor dicho empiezan a SER basura y un problema de contaminación, estoy seguro que se actuaría de otra manera....me lío lo siento

Miguel Ángel
31/10/2019

La concienciación es una de las cosas mas difíciles de conseguir. Todos, excepto unos pocos, entre los que me incluyo desde hace años, son personas que no piensan en esas cosas porque no les afecta diréctamente. Por desgracia para los demás.

ingrid webel
31/10/2019

porque no vendais, bolsas como maillas pequeñas con que se pueden comprar las verduras i frutas.en francia son como tela i amazon les vende como mallas.asi tampoco hay que utilizar bolsas de papel.

Yolanda
31/10/2019

en todo el tema medioambiental y de cambio climático hay mucho bla,bla,bla... y pocas medidas efectivas, el plástico en nuestra vida no tendría que ser una opción, simplemente se tendría que prohibir por el daño que produce, se tendría que aprender a vivir de otra manera y desaprender hábitos que ahora no son ya sostenibles, etc..

Francisco
31/10/2019

No sé si es una estrategia para atraer a más gente o qué, pero usar el símil de Halloween sin mencionar que es otra fiesta importada que solo consigue generar consumismo tonto y desmedido, me parece cuando menos curioso. En España somos expertos en copiar todo lo que implique comprar chorradas que sí o sí acaban en la basura al día siguiente (casi todas de plástico). Y lo peor es que eso se lo enseñan a los niños desde el colegio, haciendo muy difícil que las siguientes generaciones cambien algo.

Charo
31/10/2019

No entenderé como gusta copiar todas las fiestas absurdas y extranjeras que en vez de aportar algo beneficioso crean consumismo excesivo y a la vez genera más porquería al planeta; además Halloween no es una fiesta américana como mucha gente piensa ellos le pusieron el nombre pero la verdadera historia de Halloween es muy distinta y poca gente sabe que se creó para recaudar dinero y compartir comida algo muy distinto a la fiesta actual
https://youtu.be/Y3B-rs8qLsM

Ángeles
31/10/2019

Importación de fiesta y de basura para humanos que no piensan.
El Planeta es un ser vivo e inteligente con unos inquilinos muy molestos. Tendríamos que amarlo y respetarlo por sí mismo.
Ignacio p., no te lias, hojalá todos los liaramos con tus reflexiones

Assumpció
31/10/2019

Creo que lo que uno no quiere es ver el miedo real. Se tapa la cara con terroríficos disfraces, miedos, sustos, compras y gastos suplerfluos y todo ello aunque nos afecte, no debe asustar tanto como la realidad que tenemos frente. Se ha inducido a una sociedad de consumo al maximo, delante de ello hay una falta de contensión y criterio que anima a distraerse en una inconciencia colectiva muy grande por no decir grave. Seria empezar a desprendernos de una forma de vida que ya no podemos continuar haciendola. No podemos esperar a que la vaca no de mas leche, no habra tiempo ni dinero que valga. No podemos comprar al planeta, la Madre Tierra no se deja. Espero que nosotros tengamos la fuerza para despertar a tiempo de este sueño, ya que la vida continuará viviendo siempre en donde sea.

Angel Luis Fernandez Benedito
01/11/2019

Estamos caminando deprisa hacia nuestra destrucción, y la de todo que tenga vida en el planeta, si no cambiamos nuestra forma de vivir, haciéndolo como debe de ser, y no como nos digan los grandes administradores de la sociedad, nuestro final se acerca, tenemos que dejar de ser engañados, de hacer caso a tanta propaganda que canaliza nuestra vida hacia el aumento de riqueza de quienes gobiernan el mundo, tenemos que cambiar esta sociedad, hecha por esos individuos, para aumentar su riqueza y su poder, y crear otra donde lo que se haga nos favorezca a todos, muchas cosas de las que hacemos hay que olvidarlas o cambiarlas, pasar del vehiculo utilizado para cualquier cosa, lo que desprende cuando funciona, nos mata, caminar en su lugar, y en caso de distancias largas, hacerlo en el trasporte publico, alimentarnos de formas mas saludables, como lo hacían nuestros antepasados, hace poco tiempo, sesenta años, cocinando en casa el alimento, lo que compramos preparado, esta inundado de productos químicos, para mantenerlo, colorearlo, aumentar el sabor, cambiarlo, etc., todo eso nos hace daño, aunque digan que es consumible, todo dependerá de las veces que lo tomemos y cuanto tiempo pasa entre cada consumo, cuanto mayor sea el consumo y menor el tiempo en que se hace, nuestro organismo no sera capaz de destruirlo y se ira acumulando, cuando llegue a una cantidad determinada, comenzara a hacer daño y a destruir nuestra salud. No es dificil salvarnos, solo tenemos que retrasar nuestra forma de vivir, y alimentar, ochenta años, acercarnos a la naturaleza, vivir con y en ella, que crezca la cercanía entre nosotros, hacer amigos de verdad, sin tener en cuenta su riqueza, su poder, su nivel de cultura, la posibilidad de que si un dia necesito ayuda, me la pueda dar, en una palabra, mandar muy lejos el egoísmo, que esta sociedad ha creado en nosotros, mucho mayor que el que habia retrocediendo los años que digo, eran mas pobres, tenian menos medios que hoy, menos cultura, menos de todo, pero muchos mas amigos, que si los necesitabas, a tu lado estaban, y te ayudarían en lo que fuera necesario, sin dudarlo, si lo podían hacer. ¿Hoy tenemos amigos, vecinos, compañeros de lo que sea, que te escuchen cuando lo necesitas y cuando no, tambien, que los vecinos de tu casa te saluden todos, que lo hagan siempre, y respondan a tu saludo sin dejar de hacerlo nunca?, contestaros honradamente, veréis como aparece la respuesta " No ".

Juan
01/11/2019

Halloween, noooo por Dios. ¿Aquí también?

Antxon
01/11/2019

La vida en la ciudad te da sanidad, ocio, movilidad, y bla bla bla. eso si tienes una vivienda digna, una salud que no te falle y una fuente de ingresos ¨legales¨( o de dudosa procedencia), que lo hagan posible. Además tu basura la recogen unos señores que trabajan en ello, recicles o no, contamines con tu coche o te muevas a pie, en bici, transporte público etc. y pagando tus impuestos. Idílico para los que lo tienen, pero NO todo es así, se esconden y se callan muchas miserias.Hoy en día vete a vivir al pueblo, sal de tu comodona vida, si la tienes y goza del cambio si es que eres capaz. A pesar de todo es la gente la que sale del pueblo para ir a la ciudad en busca de un futuro mejor y escasea la que deja la ciudad por el pueblo. En ambos casos ganas unas cosas y pierdes otras .Ley de vida. Peor lo tienen los niños de hoy y las generaciones del futuro. con un mundo cada vez más enfermo por culpa de la incompetencia de los mal llamados seres humanos que copan el poder en todos sus estamentos y aquellos que su avaricia y la riqueza lo anteponen por encima de todo y se van a morir igual que todos o ¿qué se creen que son.Hoy día de ¨Todos los Santos¨ los hay que recuerdan a sus seres queridos muertos y muertos que no los recuerda nadie y luego están esos que se disfrazan para darse una juerga y los muertos les da igual.

federico Ribas Quer
01/11/2019

COMENCEMOS por nosotros mismos: SI YO RECOJO un papel del suelo "el mundo esta un poco menos sucio"..... y asi en todo lo ANTI-ecologico

ADORACIÓ
01/11/2019

Es importante comenzar por pequeños gestos de nuestra parte, cambiar la corriente, e introducir en nuestras vidas. Yo personalmente dedico un día a la semana a no consumo de plásticos, tarea bastante difícil hoy en día. Pero si es verdad, que en los pequeños comercios y mercados donde compro, ya me conocen y saben que NO QUIERO NADA EN PLÁSTICO

Maritxu
01/11/2019

Hay que seguir para adelante, no nos rendirémos cada vez hay más personas concienciadas ánimo para todos as

Marcos
01/11/2019

La verdad es que teneís toda la razón. El consumismo también acaba con nuestro planeta

Bital
02/11/2019

Cuando salgo a la mar y veo tanto plástico flotando, me imagino cuantos habrá en el fondo.......con lo cual cuando voy a una tienda y me ofrecen una bolsa les digo no gracias!! YA ESTAMOS BASTANTE PLASTIFICADOS !!
Y en casa cuando voy a encender una luz.... pienso si la necesito de verdad!!
Salud a tod@s

Anyi
04/11/2019

Yo soy voluntaria de greenpeace Asturias y socia de greenpeace España. Vivo en Gijón (Asturias). En el año 2016 empecé a trabajar con la empresa de medio ambiente (Emulsa) en parques y jardines y tengo que decir que los lunes y los viernes se hacía recogida de basura. Yo he tenido problemas con el capataz porque todo lo que se recogía iba a parar a los contenedores. Yo le traslade al capataz que esto no podía ser y tuve muchos problemas porque yo reciclaba con lo cual acababa más tarde y el capataz me dijo que no se reciclaba y que como volviera más tarde tendría muchos problemas. Yo acabé el contrato de peón agrícola y hoy en día siguen haciendo lo mismo. Es triste y lamentable. Recibid un cordial saludo

Jose Herrero
07/11/2019

La.mayoria de la gente considera el entorno y el planeta en general como algo ajeno y ese es el problema.

Añadir comentario

¡ Comparte !