Entrada de blog por Nanqui Soto - 03-12-2020


Los trileros del Clima juegan con cartas marcadas

Una parte importante de las grandes y medianas empresas españolas han anunciado su compromiso con los objetivos del Acuerdo de París y los Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas. Y este anuncio va acompañado de fechas y objetivos para alcanzar la “neutralidad climática” a mediados del presente siglo, esto es, conseguir un balance cero de emisiones en 2050.

Pero estas mismas empresas españolas no quieren oír hablar de cambios estructurales, de cambios de modelo, de revisión de la cadenas de valor, de abandonar los combustibles fósiles, de descarbonizar su cartera de préstamos e inversión o de la forma en que nos movemos o nos abastecemos de energía. Desoyendo las recomendaciones científicas, estas empresas están haciendo trampas.

Para indagar sobre la irresponsable respuesta de algunos sectores, desde Greenpeace hemos analizado las estrategias de una muestra de 10 empresas españolas (“marca españa”) pertenecientes a muy diferentes sectores económicos: financiero, aviación, energía y electricidad, agroalimentario, gestión de residuos y deportes. Una variedad de modelos de empresa, actividades y tipos de negocio para abarcar el mayor número de estrategias posibles. No nos vayan a acusar de que estamos sesgados…

¿Y qué hemos encontrado?

Pues que todas estas empresas españolas (y nos referimos a todas) están eludiendo los cambios sistémicos necesarios para reducir las emisiones brutas de gases de efecto invernadero a la vez que están elaborando una potente narrativa que, bajo el eslogan de “cero emisiones netas en 2050”; tiene como objetivo mantener el modus operandi, el actual modelo económico, las mismas cadenas de valor, su mismo enriquecimiento y los mismos patrones de transporte, consumo y derroche de recursos.

Para que tengáis ejemplos concretos:

  • El BBVA y el Santander esconden sus vergüenzas con su exposición a la quema del carbón en Turquía y Polonia, respectivamente, y no quieren oír hablar de inventariar las emisiones de su cartera de préstamos e inversión;
  • Campofrío evita calcular su huella de carbono y su impacto ambiental (gases, residuos ganaderos, amoniaco, contaminación del agua), mientras miran para otro lado con el problema de las importaciones de soja procedentes de la deforestación;
  • el Grupo Coren sigue los pasos de Campofrío y el resto de empresas de la ganadería industrial, pero se camufla tras su buena reputación dentro del sector de la Economía Social para no rendir cuentas;
  • Iberia habla de reducir las emisiones por pasajero y planta árboles para compensar sus emisiones, mientras no quiere asumir que tiene una responsabilidad en el reporte del impacto ambiental de las aerolíneas filiales o franquicias donde recaen la mayoría de los viajes de corto recorrido.
  • Repsol sigue extrayendo gas y petróleo en medio mundo, incluido el Refugio Nacional de Vida Silvestre del Ártico en Alaska gracias a las concesiones obtenidas de Donald Trump, y pospone el grueso de su supuesta descarbonización a 2040, en espera de que las mejoras tecnológicas posibiliten el milagro;
  • Ecoembes agudiza la crisis de los residuos falsificando las cifras de recogida y reciclaje de envases, evitando la implantación de modelos de recogida más eficientes y colaborando con la envases no retornables y la invasión de plásticos en el medio ambiente;
  • Naturgy sigue con sus planes gasísticos mientras practica la ingeniería financiera con la contabilidad de sus emisiones contaminantes y le sale a devolver;
  • el Real Madrid (como muchas otras empresas), se dedica a plantar arbolitos y se viste de verde en las ocasiones especiales mientras sigue moviéndose de manera ineficiente y peligrosa para el clima. Cada vez que el equipo viaja en avión emite 20 veces más CO2 por km y viajero que si lo hiciera en tren;
  • y Endesa, la empresa líder en contaminación durante décadas, sigue mareando la perdiz con el fin de la quema de carbón, sin mostrar intención de abandonar otras energías peligrosas y contaminantes como la nuclear y el gas, mientras se comporta de manera obscena de su poder económico y político comprando la práctica totalidad de las portadas de los periódicos españoles (nacionales, regionales, económicos y digitales) en vísperas de la Cumbre Climática de 2019, celebrada en Madrid.

Estas son las trampas (de manera muy resumida) y estos son los trileros.

 

Las trampas y los trileros del clima. Estas y otras muchas empresas tienen en común que, en lugar de cambiar sus prácticas y asumir que hay que reducir las emisiones brutas, optan por abrazar una narrativa que se sustenta en un paquete de herramientas, falacias y falsas soluciones que, a base de repetirse en la propaganda y el marketing, empiezan a ser mitificadas como si fueran una estrategia válida de cara al cumplimiento con el Acuerdo de París.

No es solo greenwashing, es algo más serio. Es una estafa a la sociedad. Están jugando con nosotros en su casino particular. Ellos tienen el dinero y compran las portadas de los grandes periódicos, utilizan las cadenas de televisión y despliegan un gran aparato de marketing para expandir su narrativa. Si no se pone freno a estas estrategias empresariales corremos el riesgo de perder una década clave en la lucha para mantener la temperatura media del planeta por debajo del 1,5 ºC.

Por ello, ¡pídeles tú mismo responsabilidades! Tuitea o postea en Instagram o Facebook su carta con un mensaje a partir de los enlaces de aquí abajo. ¡Devuélveles sus cartas marcadas!

 

Tuitea o postea en el instagram y/ o Facebook de:

Santander.

Repsol.

BBVA

Naturgy.

Real Madrid.

Endesa.

Iberia.

Coren.

Ecoembes.

Campofrío.

 

 

Nanqui Soto - autor del blog.
Nanqui Soto
Licenciado en Biología por la Universidad Complutense de Madrid, Post-grado en Ordenación del Territorio por la Universidad Politécnica de Valencia y Diplomado en Educación Ambiental por la UNED. Responsable de las campañas de Bosques y Empresas y DDHH en Greenpeace España. Twitter: @NanquiSoto
63 posts

¡ Comparte !


Comentarios

23 comentarios
Luis Macías 03/12/2020

Cada pequeño gesto en favor del clima es muy importante. Gracias por estar ahí mostrando la realidad para ser conscientes de lo imprescindible para la vida.

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

Gracias por tus palabras, Luis 💪

Carmen Hormeño Sánchez 03/12/2020

Yo ya estoy muy harta de que las grandes empresas junto al gorbieno español nos tomone el pelo . Porque los impuestos los pagamos nosotros,pero bien visto solo tenemos un planeta tierra el cual nos lo estamos cargado poco a poco o a super velocidad pensar lo quiere pero hay que parales los pies a las grandes empresas y a los gobiernos que cotamimas
Gracias

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

¡Hay que pararles los pies! 💪

Juan Fermin La Fe 03/12/2020

Lamentablemente, el Lic. Nanqui Soto tiene razón, las grandes empresas tienen un doble discurso, mientras nos hablan que están

trabajando para reducir los efectos de la contaminación que producen sus actividades económicas en el mundo, continúan con sus practicas nocivas con otros esquemas, con el apoyo de muchos gobiernos, como: el de Trump.
En consecuencia, hay que seguir denunciando en todos los escenarios, la hipocresía de estas empresas.

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

¡Sí! Hay que seguir ¡denunciando y actuando conforme a ello!

Concha 03/12/2020

Por un mundo, mas limpio, libre de contaminación..

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

¡... y en paz! 💪

Alfred cloquell 03/12/2020

Es molt fotut I lamentable.El millór seria fer una revolució a la francesa.No vec altra solucio'

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

Hola Alfred,

és molt fotut però hem de seguir insistint en el canvi i per la via pacífica. Greenpeace, com a organització pacifista, creu en els canvis i els èxits aconseguits en aquesta línia. I així seguirem 💪

Gràcies!

Emilio 03/12/2020

Hasta cuando vamos a aguantar que los poderosos usen energías que dañan el Planeta Tierra.
Con total impunidad saltándose los Derechos Humanos.Si derecho a vivir en un Planeta Saludable y dejar de intoxicarnos los pulmones con gases extremadamente nocivos para la Salud de los Seres Vivos que habitamos en el Planeta.
Han firmado y con ello un compromiso feaciente y el incumplimiento es condenable.
Tomemos acciones legales contra éstos trileros que están jugando con lo más importante que existe en la faz de la Tierra.Que es como no nuestra Salud.
Gracias un cordial saludo

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

💪

José garcia 03/12/2020

Es importante denunciar el comportamiento de estas grandes empresas, pero fundamental asumir y analizar el nuestro....

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

y actuar en consecuenica 💪

Juan Francisco Salgado Sánchez 03/12/2020

Efectivamente, las grandes empresas son en general las responsables del desastre medioambiental, pero no os olvidéis de los que les hacen la ola y permiten que todo esto ocurra... los gobiernos, sin irnos lejos, el que tenemos aquí, miserables que solo se preocupan de blindar su futuro, sin importarles el de los demás, incluida La Tierra.

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

Lo sabemos 😔

Juan Carlos Otazu Pipaòn 03/12/2020

Hay empresas que hacen del postureo una herramienta de distracción , el poder que les da el dinero aumenta sus enajenaciones , hasta el punto de no querer ver más allá de sus narices . En definitiva el-la que contamina que tenga la oportunidad de enmendarlo , sea bien económicamente ó poniendo los medios necesarios .

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

💪

José Ramos Rodríguez 03/12/2020

Estimado amigo : Hay cosas que comentas en tu escrito que son ciertas indiscutiblemente , pero , hay otras que no puedo estar en tu onda por diversas razones .Cierto es que , no solamente " Endesa " y con ella mil a nivel global . He realizado un estudio del clima , no solamente de la superficie del globo , sino tambien desde la "Termósfera " , " Gradiante Positivo" hasta la capa " Afótica " de las profundidades marinas , como nos perjudica actualmente el medio donde nos movemos , no solamente el ser humano , tambien el resto de las especies , que he denominado como " COLUMNA DE VIDA " . estructura en que se ve envuelto todo el planeta . He quedado en enviarla ( patente ) a la organización de Greenpeace ; si la puedes leer , no se si estarías deacuerdo con ella . Te saluda José Ramos

Responder
José Manuel Abellán Lucas 04/12/2020

La sociedad en general se ha aburguesado, incluidos los trabajadores. "Dame pan y dime tonto", la gente no es crítica, no analiza la realidad que le rodea, esa es la tónica general y de eso se aprovechan todas las grandes empresas.
Estamos aborregados y, todo ello conduce al desastre medioambiental que vivimos.
Soy una persona muy optimista, pero veo muy negro el futuro de nuestro planeta.
Un saludo para tod@s l@s ecologistas y luchadores por el bien de nuestro planeta y sus habitantes.

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

Por ello es tan importante seguir hablando, denunciando, explicando y actuando: porque no podemos perder nuestra capacidad crítica. Así que hay que seguir y ejemplificar con nuestras acciones y palabras para que cada vez ¡seamos más los que alcemos la voz!

Virginia 04/12/2020

Somos el peor enemigo de nuestro hogar la Tierra, la tratamos con una codicia y avaricia sin límites.

Responder
Greenpeace España 16/12/2020

😔

¡ Comparte !